Gutiérrez fue encontrado culpable por homicidio simple

Gutiérrez fue retirado de la sede judicial en medio de un operativo policial (fotos: S. Olivera)

Este mediodía fue llevado a declarar ante la Justicia Luis Alberto Gutiérrez por la muerte de Andrea Jorajuría Rossotti, encontrándose único responsable del hecho, procesado con prisión por un delito de “homicidio simple”.

Minutos después de las 12 Gutiérrez fue trasladado desde Seccional Tercera al Juzgado local, donde permaneció por aproximadamente cuatro horas.

Entre las personas que se presentaron en la sede judicial estuvo el dueño del motel donde el individuo fue atrapado por la policía, pero se retiró rápidamente ya que la Justicia consideró que no era necesaria su declaración.

A primera hora de la tarde la madre de Gutiérrez estuvo en las puertas del Juzgado, pero prefirió no hacer declaraciones a la prensa. Minutos más tarde fue trasladada por un móvil policial a su domicilio.

Manifestación

Familiares y amigos de la víctima se acercaron al Juzgado poco después de las 11 de la mañana, permaneciendo en el lugar hasta que Gutiérrez fue trasladado por personal policial hacia el centro de reclusión.

En la espera del dictamen, un grupo de alrededor de 30 personas se instaló en la vereda de enfrente con carteles que pedían “Justicia por Andrea”.

Cada tanto se escuchaban aplausos y pedidos de Justicia a toda voz, y por momentos las manos de los presentes se unían y pronunciaban el rezo del Padre Nuestro que una y otra vez se mezclaba con las lágrimas.

No faltaron los momentos de tensión cuando la madre de Gutiérrez se encontraba en las puertas del juzgado, ya que se escuchó de parte de una de las manifestantes, que se uniera al grupo tomando uno de los carteles, actitud que se calmó gracias a la intervención de la propia familia de la joven asesinada.

Homicidio Simple

Minutos después de las 16.30 horas, el Dr. Pedro Montero, quien ofició como Abogado de Gutiérrez, salió de la sede judicial explicando a los medios presentes lo que había sucedido puertas adentro.

Lo primero que dijo el profesional fue “confesó” y explicó que la Justicia lo había considerado culpable de un “homicidio simple”, añadiendo, “él argumentó que discutieron, la agarró del cuello, pero que no era su intención cometer el homicidio”. “Lamentablemente la mujer falleció por compresión del cuello”, agregó a sus dichos.

El hecho de que Luis Alberto Gutiérrez Ruíz haya desaparecido durante una semana luego de cometer el homicidio “no influye en nada” aseguró Montero, ya que “uno no es culpable hasta que se lo condena, mientras tanto es un indagado, una persona investigada”.

En cuanto a este punto, el Abogado también explicó que “él argumentó que estaba shockeado, que se sentía mal y no podía reaccionar, motivo por el cual no se presentaba”.

Consultado por Carmelo Portal acerca de los detalles que Gutiérrez dio a conocer con respecto a la semana que se mantuvo prófugo de la Justicia, el entrevistado relató; “dijo que había estado en el Balneario Zagarzazú, inclusive contó que había estado durmiendo en una cama que había hecho con pinos”. “Luego dijo que se instaló en un motel de la zona, del cual salía en el día y volvía por la noche”.

Si bien el Abogado no lo confirmó, fuentes judiciales aseguraron a nuestro medio que Gutiérrez también expresó ante las autoridades, haber tenido al menos un intento de suicidio durante el tiempo que se mantuvo escondido de la policía.

 Traslado

La salida de Gutiérrez de la sede Judicial fue en medio de insultos e intentos de llegar hasta su persona por parte de familiares y amigos de la víctima.

El ahora procesado subió a uno de los móviles policiales a las 16.50 de este martes. Estaba encadenado de pies y manos y con chaleco antibalas, en medio de un operativo que incluyó un cordón de policías que se posicionaron en el medio de la calle para evitar que se acercaran a él.

Rápidamente el móvil llegó hasta Seccional Tercera e hicieron transbordo de Gutiérrez hacia otro de los vehículos oficiales que se encontraba en el garaje de la comisaría. Inmediatamente el mismo salió rumbo al centro de reclusión Piedra de los Indios, evitando así la masa que lo había esperado a la salida del Juzgado.

Comentarios