Tarjeta de débito para pagos contado se multiplicó por diez

Foto: Jorge ARCE

“Los hogares de menores ingresos y empresas pequeñas, grandes postergados para acceder a servicios financieros, tienen ahora el derecho de hacerlo en condiciones de gratuidad, superando barreras históricas”, dijo el coordinador de Inclusión Financiera, Martín Vallcorba. Añadió que desde al comienzo del proceso se abrieron 250.000 cuentas, lo cual permite el acceso al descuento de cuatro puntos porcentuales de IVA..

“Desde que comenzó el proceso de implementación de la Ley de Inclusión Financiera, en agosto, se han logrado resultados muy positivos”, sostuvo Vallcorba.

El coordinador del Programa de Inclusión Financiera del Ministerio de Economía y Finanzas destacó que “en ese período el uso de la tarjeta de débito para pagos directos en el comercio se multiplicó por 10 y los comercios que aceptan medios electrónicos con dispositivos para leer las tarjetas lo hizo por tres”.

“Esto da cuenta de la velocidad muy importante de la transformación de los hábitos de pago de los uruguayos”, subrayó.

“También se avanzó en la universalización de derechos al conjunto de servicios financieros básicos en condiciones de gratuidad, tanto para personas como para empresas”, resaltó.

Repasó que “quienes cobran salarios, jubilaciones o beneficios sociales tienen la posibilidad de abrir una cuenta con una tarjeta de débito asociada o de dinero electrónico, de manera gratuita, con un conjunto de servicios asociados sin costo”.

- P U B L I C I D A D -

Valoró que las micro y pequeñas empresas o monotributistas también tienen “el derecho a una cuenta sin costo de apertura o mantenimiento y sin exigencia de saldos mínimos”.

“Eso permite que quienes hasta el momento eran los grandes postergados para acceder a servicios financieros, hoy tienen el derecho de hacerlo en condiciones de gratuidad”, apuntó. Agregó que se superan “las barreras históricas que se imponían a hogares de menores ingresos y empresas pequeñas”.

En cuanto a los servicios financieros, señaló que permiten acceder a instrumentos de pagos pero también de ahorro y crédito.

Ejemplificó que existen nuevos programas, como Ahorro en Sueldo del Banco República, que promueven la cultura del ahorro.

En lo referente al crédito, expresó que “no se ha incentivado el endeudamiento sino las mejores condiciones a quienes en el pasado accedían con altas tasas de interés”. Acotó que actualmente tienen “la posibilidad del crédito de nómina que otorga derecho a los trabajadores y pasivos a un crédito acotado con mejores tasas de interés”.

Vía Presidencia de la República

Comentarios