Rapiñas, abigeato y hurtos deberán incluirse en delitos precedentes del lavado de activos

Uruguay es sede de la tercera parte del último módulo del curso de Investigación patrimonial y lavado de activos para policías de Latinoamérica. El ministro del Interior, Eduardo Bonomi, expresó que entiende necesario extender la lista de delitos precedentes del lavado de activos, incluyendo a las rapiñas, abigeato y hurtos”, para evitar que los delincuentes utilicen el dinero fruto de sus ilícitos luego de cumplir su condena

La ceremonia de apertura de este taller se realizó en el Salón de Actos de Presidencia de la República este lunes 28.

En Montevideo, el taller fue organizado por el Ministerio del Interior del Uruguay; la Secretaria Nacional de Antilavado de la Presidencia de la República,  el Proyecto de GAFILAT-Unión Europea y la Oficina Regional de Interpol para Sudamérica.

En su oratoria, el ministro del Interior, Eduardo Bonomi, reafirmó su compromiso con la capacitación y profesionalización de las fuerzas policiales de seguridad para abordar temas como el lavado de activos, así como profundizar el trabajo conjunto con otros países.

El ministro manifestó que en la lista de delitos precedentes del lavado de activos se encuentran la corrupción, el narcotráfico; el tráfico de armas, la trata de personas, el contrabando y el secuestro y otros delitos. Y agregó que los delincuentes van detrás del dinero luego de cometer estos delitos.

Es por este motivo  que el jerarca consideró que es necesario expandir la lista de delitos precedentes del lavado de activos con delitos de rapiña, abigeato y hurtos” para evitar que el dinero no se usado por delincuentes tras cumplir su condena.

Por su parte, el secretario General de la Secretaria Nacional de Antilavado de Activos, Carlos Díaz,  expresó que la única forma eficiente de combatir a las organizaciones que cometen este tipo de delitos, es a través de la persecución y la privación del beneficio económico que obtienen de ese ilícito.

Asimismo, mostró su satisfacción por la participación de agentes policiales de varios países latinoamericanos porque es el “único camino que se puede seguir para conservar la soberanía de cada uno de ellos”.

(fuente: Presidencia de la República)

Comentarios